Música y videojuegos, un paseo histórico por los 8 y 16 bits

Hablar de música y videojuegos es hacer referencia a todo un género propio que ha tenido una enorme evolución con el paso de los años, hasta convertirse en algo que ha conseguido romper fronteras y atraer a una enorme cantidad de usuarios.

Sí, la música de los videojuegos tiene un papel que va más allá de la simple ambientación, tiene entidad propia, aunque siendo justos debemos puntualizar que en sus orígenes era algo que de forma independiente, esto es, aislada del juego, sólo llegó a tener un negocio real en Japón.

Hoy, sin embargo, su atractivo ha superado barreras y prejuicios y ha conseguido una gran base de fans que no dudan en escuchar la música de sus juegos favoritos en sus ratos de ocio, o incluso para realizar diversas actividades diarias, ya sea trabajar, estudiar o hacer deporte.

Siempre ha sido importante, pero su popularidad se disparó sobre todo con el uso de canciones reales en sistemas relativamente modernos. En este sentido podemos decir que el punto de inflexión se produjo con la llegada de Dreamcast y PS2, aunque PS1 fue toda una precursora.

Con todo los más viejos del lugar no podemos evitar recordar con cariño aquel sonido «de chip» que nos brindaban los primeros sistemas de ocho bits, con canciones que hoy en día suenan de maravilla en diferentes reinterpretaciones con instrumentos reales.

No hay duda, la historia de la música en los videojuegos es muy rica, y por ello hemos querido llevaros a dar un paso por ella a través de algunas de las canciones más populares que han quedado como auténticas joyas imperecederas.

La música chip y los 8 bits, el inicio de algo grande

En la mayoría de los casos se prescindía de utilizar «bandas sonoras» en sentido estricto y se apostaba únicamente por los efectos de sonido, algo que fue cambiando en gran medida a partir de los años 80.

En este sentido la gran revolución vino gracias a la Famicom de Nintendo, que asomó en Japón en 1983 y era capaz de reproducir hasta 6 canales de sonido, superando en gran medida las limitaciones iniciales que enfrentó la llegada de la música a los videojuegos.

Podemos considerar ese momento como el inicio de la «Edad de Oro» de lo que se conoce como «chiptune», algo que se ha mantenido hasta hoy con una gran base de fans y seguidores aficionados sobre todo a la cultura retro dentro del mundo del videojuego.

Algunos temas de 8 bits:

Llegan los 16 bits y el muestreo digital

Uno de los sistemas más populares de esta generación fue la Mega Drive de SEGA, la primera de 16 bits en conseguir una gran popularidad en todo el mundo y si no me falla la memoria también es la consola más vendida de dicha firma en toda su historia.

Marcó una evolución importante en cuanto a calidad gráfica y amplió las posibilidades en juegos gracias a la mayor potencia que le daba sobre todo su procesador Motorola 68000, aunque apostaba por una aproximación híbrida en lo que respecta a calidad de sonido.

Así, disponía de diez canales en total con uno para muestras PCM en estéreo, superior a los 6 canales en mono de la NES. Dicho canal PCM se usaba a menudo para muestras de percusión, pero el sonido seguía siendo de 8 bits.

Era un avance claro, pero mantenía limitaciones que sólo los más grandes consiguieron superar tirando del sintetizador FM, entre los que merece una especial mención el genial Yuzo Koshiro.

Super Nintendo llegó después e hizo gala de una superioridad técnica clara a la de Mega Drive, salvando la abismal distancia que existía entre ambas a nivel de CPU.

Dicha superioridad se plasmó claramente en el sonido, ya que «el Cerebro de la Bestia» que presentó Nintendo contaba con un chip de sonido DSP desarrollado por Sony junto al SPC700, sumando ocho canales de sonido muestreado de hasta 16 bits en estéreo a 32 kHz.

Algunos de los temas en 16 bits

Fuente: muycomputer.com/

MR. PIG, el Dj mexicano que dejó la cocina para triunfar en Tomorrowland

La vida está hecha de sueños y objetivos. Para unos, la meta es ser jefe de su propia empresa, para otros, ganar un Mundial, un Oscar… y para otros como MR. PIG, Dj mexicano, el sueño es tocar en Tomorrowland, el festival más importante de música electrónica del planeta.

Pero el camino para llegar a este momento no ha sido sencillo. Como sucede con todos alguna vez en la vida, cuando necesitamos probar muchas cosas para finalmente encontrar nuestro destino y seguirlo, Daniel terminó, primero, la carrera de chef en la Escuela del Cordón Bleu.

Como el propio Daniel nos dijo, “pensaba era la carrera de mi vida”, pero tras dos años trabajando decidió emprender su camino como chef en solitario abriendo un restaurante en La Condesa, en la Ciudad de México. Todo parecía salir según lo planeado, pero por ciertas circunstancias y al no sentirse cómodo en la cocina, decidió dejar de lado la carrera de su vida para dedicarse a crear contenido en internet.

.“No fue hasta hace 3 años y medio, cuando tome la decisión de iniciarme en la parte de producción musical, creando mis propias canciones, creando un concepto que uniera a Daniel con Mr. Pig para hacer un producto claro”, declaró Mr. Pig.

Para entender el origen de su nombre artístico hay que retroceder nueve años atrás, cuando Daniel pesaba 25 kilos más que en la actualidad y sus amigos tendían a llamarle Señor Cerdo o Cerdito. Y cuando pensó en un nombre para las tocadas de sus amigos no se le ocurrió otra cosa que no fuera Mr. Pig.

Cuando dio el salto profesional decidió quedarse con ese nombre para, como el dice, “sentirme bien con la identidad de mí mismo”, añadiendo que siempre ha tenido un apego importante a la figura del cerdo, y por ello tiene peluches y muñecos alusivos. Daniel reconoce que este siempre fue su animal preferido.

Afirma que el primer año como Mr. Pig fue el más difícil y oscuro de todos. En esa época la música electrónica era mucho más cerrada y además admitió que la escena no tomo nada bien que él viniera de Youtube.

“El primer año hubo mucha resistencia por parte de la escena de la música electrónica mexicana hacia mí, pero poco a poco fui conociendo a los Dj’s que conforman la escena y con el tiempo nos entendimos, viendo entre todos que apoyándonos podíamos llegar más alto”, apuntó el productor musical.

Tomorrowland, la mejor noticia de su vida

Todos en nuestra vida tenemos un momento que nos abre los ojos y nos pone en el camino hacia algo grande, ese momento a Daniel le llegó hace 2 años cuando la magia y mística de este festival lo hechizo, estando él como espectador y poniéndose como objetivo tocar algún día en Bélgica frente a miles de personas su música.

“También es representar a mi país y poner la bandera de México en lo alto para decirle al mundo que en nuestro país hay una escena que está creciendo y que habemos Dj’s y productores con calidad internacional” dice orgulloso Mr. Pig.

Fue hasta pasado un año de constante intercambio de mensajes cuando le llegó a Mr Pig la invitación para tocar en Tomorrowland 2018. “Ellos me mandaron un mail donde estaba la plática de Dimitri y Like Mike con los productores del evento, diciendo que habían visto el interés en mi, lanzándome la invitación para formar parte del Line up del festival”, Daniel Bautista.

Ese mail le llegó una mañana y el dj reconoce haber tenido que leer dichas ligas hasta cuatro veces para asegurarse que su sueño se hacía realidad antes de gritar y quedarse afónico de la emoción en menos de cinco minutos .

FUENTE: forbes.com.mx

Festival MUTEK 2018 en la CDMX

MUTEK es una plataforma internacional para la diseminación y el desarrollo de la creatividad digital en el sonido, la música, las artes audiovisuales y la tecnología. Con dos décadas realizando festivales, simposios y programas académicos en Montreal, Canadá, su amplio circuito global actualmente incluye a Ciudad de México, Tokio, Buenos Aires, Barcelona, San Francisco y Dubai. Consolidado como un importante punto de conexión entre artistas y audiencias a través de experiencias creativas e innovadoras, en este 2018 MUTEK.MX celebrará su decimoquinto aniversario en activo dentro de esta gran comunidad.

Del 19 al 25 de noviembre, la programación de la Edición 15 en México será una invitación a explorar lo más destacado de la creatividad digital en el panorama nacional en los últimos años y, también, el espacio ideal para experimentar los performances internacionales que empujan los límites de la vanguardia sonora y audiovisual contemporáneas. Emocionados por conmemorar XV años construyendo puentes entre arte y tecnología, MUTEK.MX hace un llamado a dejarse llevar por la emoción del riesgo y el descubrimiento y a continuar expandiendo la forma en la que vivimos la Ciudad de México a través de las artes digitales.

Te compartimos el sitio web donde podrás consultar la cartelera y los artistas que estarán presentándose en este importante festival internacional.

http://mutek.mx/2018/